Inspiración: el lookbook de Des Petit Hauts

De Petit Hauts es una marca frances que descubrí hace relativamente poco, tal vez un par de años. Siempre tengo un carpeta con algunas de sus propuestas guardadas porque, al igual que me pasa con JCrew, es una marca que me inspira a la hora de crear mis looks con marcas más cercanas. Eso no quita que me apetezca comprarme cosas suyas, a ver si pronto me hago con algo aunque el tema de que no tengan tiendas físicas en España me tira para atrás en próximos viajes a Madrid o Barcelona (las ciudades donde tienen tienda), me animo.

De momento, me quedan sus fotos para inspirarme en este nuevo curso. Las combinaciones de color: mostaza con azul marino, rosa con ocre o blanco y dorado son motivo más que suficiente para enamorarse de sus propuestas.

Por eso, os traigo a este post parte de su lookbook con la esperanza de que os srivan de inspiración como a mí este otoño!









Decidme ¿conociáis ya esta marca? ¿os gusta su estilo?





TERESA ZAFRA


arquitecta desde 2005, blogger desde 2010 y madre desde 2012. Abrí este blog hace más de 5 años para probar y ahora no puedo parar! Aunque la vida se le complique cada vez más, no se imagina ya su rutina diaria sin asomarse a este cuaderno de todo que es hoy el blog.

Si queréis más, nos vemos en Instagram







Miércoles de arquitectura: decoración en tonos verdes

La verdad es que el color verde nunca ha entrado en mis planes ni a la hora de vestir ni a la de decorar, pero últimamente cada vez le veo más atractivo y creo que voy a empezar a incorporarlo en mi paleta, tanto para vestir como para casa. Por eso, tengo una carpeta llena de inspiración en mi perfil de Pinterest en la que cada vez va a apareciendo más ese color.

En  ella está este apartamento en Estocolmo que, con un salón pintado en verde, muebles de cocina en el mismo tono y muchas plantas por toda la casa, me ha conquistado! El resultado es precioso y, aunque creo que me sigo quedando con pisos más blancos por aquello de potenciar la luminosidad, me inspira para hacerme algún rinconcito o detalle en casa. Os dejo con las fotos y me decís qué os parece!








fotos vía


Venga....levantad la mano los que, como yo, tengáis la sensación de que cada vez pensamos más en verde!

TERESA ZAFRA


arquitecta desde 2005, blogger desde 2010 y madre desde 2012. Abrí este blog hace más de 5 años para probar y ahora no puedo parar! Aunque la vida se le complique cada vez más, no se imagina ya su rutina diaria sin asomarse a este cuaderno de todo que es hoy el blog.

Si queréis más, nos vemos en Instagram







Maternidad: 5 ideas para almacenar los juguetes de tus hijos


Decidme, por favor, que no soy la única que vive enterrada en juguetes. A pesar de que intentamos reducir al máximo los regalos que reciben, son muchos abuelos, tíos y demás que, con todo el amor del mundo, regalan juguetes a nuestros hijos. Y son buenos, los necesitan. De hecho, si tenemos tantos es porque nos cuesta deshacernos de ellos: los utilizan todos y muchos de ellos nos ayudan a educarlos (Por ejemplo, nuestro favorito ultimamente, Camelot).

Sin embargo, almacenarlos al final supone un problema, verdad? Se nos agota el espacio, las ideas, y las soluciones efectivas para que todo permanezca ordenado.

Por eso, hoy os traigo 5 ideas para almacenar juguetes con éxito.


1. Las cajas de Lego. Las tenéis de diferentes tamaños y colores, y ahora hay unas nuevas que tienen cajones.Se pueden apilar y funcionan muy bien para juguetes que tienen piezas pequeñas. Además, decoran!




Nosotros tenemos dos, una blanca y una negra, pero quiero añadir a la colección alguna esta navidad.




2.
2. Con las cajas con ruedas Flisat de Ikea. Decoran y sirven para llevarse los juguetes a cualquier parte de la casa. Nosotros tenemos dos, una con figuras de personajes y otra con figuras de animales.





3.Con la estantería sistema String. Hay diferentes módulos y tamaños, así que podemos montar desde una pequeña estantería decorativa hasta una grande que ocupe toda una pared y nos sirva para almacenar mucho.




foto vía 


4. Volvemos a Ikea con su sistema más famoso, el Trofast. Ya sabéis, seguro que habéis visto estos módulos con cajones extraíbles que hacen en un montón de colores. Hay muchas opciones para hacerte tu composición personalizada. Si os digo la verdad, yo nunca lo he tenido, porque lo veo algo limitado, pero si tanta gente lo tiene, supongo que es útil para piezas pequeñas o juguetes no demasiado grandes.


foto vía


5. Almacenando debajo de las camas....en canapé. Nosotros compramos dos canapés de Ikea y esas son las camas que tienen los niños. Nunca han tenido camas de tamaño infantil (son de 190 x 90) porque creemos que son más flexibles a la hora de que venga una visita o para acostarnos con ellos si lo necesitan. La verdad es que dentro cabe un montón, aunque no les dejamos levantarnos sin nuestra supervisión.





Y vosotros ¿cómo almacenáis los juguetes de vuestros hijos?



TERESA ZAFRA


arquitecta desde 2005, blogger desde 2010 y madre desde 2012. Abrí este blog hace más de 5 años para probar y ahora no puedo parar! Aunque la vida se le complique cada vez más, no se imagina ya su rutina diaria sin asomarse a este cuaderno de todo que es hoy el blog.

Si queréis más, nos vemos en Instagram







5 consejos muy útiles para acertar al reservar un apartamento Airbnb



Este verano estuvimos en Austria y alquilamos un apartamento a través de Airbnb. No era mi primera vez, pero sí hacía algún tiempo desde la anterior, y la verdad es que la experiencia fue muy positiva. La primera vez que usé esta web para reservar fue hace ya siete años cuando fuimos a Nueva York. Entonces, Airbnb tenía otro espíritu: alquilar tu casa, tu vivienda habitual, cuando tú no estuvieras. Ahora, como todos sabréis, el tema se ha profesionalizado y lo habitual es que las viviendas que se ofertan en la web se dedican los 365 días del año (o casi) a alquiler vacacional.




Aunque alquilar apartamentos o casas a través de Airbnb está cada vez más extendido, bien es cierto que aún hay quien tiene cierto miedo a decidirse por esta web. A día de hoy, es bastante segura,  y creo que, tomando las precauciones adecuadas, no hay que tenerle reparos a elegir este sistema para alojarnos.

¿Qué es lo que hay que tener en cuenta?
 

1.  Las opiniones de otros usuarios. Es fundamental. Si un alojamiento tiene muchas críticas buenas, es de fiar. Esto no quiere decir que si un alojamiento tiene pocas opiniones no sea bueno, igual puede estar empezando o puede que las personas que se hayan alojado no hayan dejado su opinión. Es importante que sepáis que solo se pueden dejar críticas en un alojamiento en el que te hayas quedado de verdad. No se pueden crear perfiles falsos ni reservas falsas como en otras webs, así que engañar con esto es difícil. Las opiniones de otros usuarios puede también que te aporten información extra respecto a lo que dice la descripción del piso. Por ejemplo, alguien puede decir: "el restaurante italiano de la esquina es estupendo, lo probamos y nos encantó".

2. El precio final no es el precio por noche. Airbnb tiene una tasa por sus servicios y además, el coste servicio de limpieza del apartamento también viene aparte. Mirad bien el total porque no vale con multiplicar el precio por noche por el número de noches. Eso sí, el pagarle a Airbnb por su servicio tiene unas garantías: ellos no dan el dinero al propietario hasta que tú no llegas al alojamiento, certifican que el alojamiento tiene todos los permisos y, por supuesto, si hay quejas graves de un alojamiento o no cumplen con sus obligaciones, se van fuera de la plataforma.

3. Habla con los propietarios si tienes duda. La plataforma de Airbnb tiene un servicio de mensajes mediante los que puedes preguntar al propietario lo que quieras: si tiene algo que necesitas y no ves en la descripción (o pedirles que te lo pongan). Luego, una vez formalizas la reserva, te darán su teléfono para poder concretar con ellos la hora de llegada y demás detalles. 



4. Confirma bien qué hora de llegada tienes prevista y si hay algún cargo adicional si llegas más tarde. Al final, en un apartamento Airbnb hay una persona que va a la hora estipulada allí a darte la llave, no es como un hotel en el que siempre hay alguien en recepción. Por ejemplo, hay apartamentos que te cobran recargo si llegas después de las 10 de la noche. Eso sí, al ser esto un servicio de persona a persona, no suele haber problema si avisas de que estás en un atasco y llegas algo tarde, o de si al final vas a llegar antes por algún motivo. Suele haber cierta flexibilidad en la medida de lo posible.

5. Si vas a viajar en coche, mira bien el tema del aparcamiento. Es decir, si el apartamento no tiene, pide que te orienten sobre si es fácil aparcar en la zona o si hay aparcamientos aunque sean de pago que puedas reservar online antes de ir. Sobre este tema suele haber información en los comentarios de otros usuarios.

Aparte de todo esto, yo, como propietaria de un apartamento de Airbnb en Valencia, os digo que es un sistema que funciona muy bien si tanto inquilinos como propietarios tenemos empatía y sabemos ponernos en el lugar del otro. Para tema de averías o imprevistos, tenéis que entender si sois inquilinos que detrás de los apartamentos en muchos casos hay personas, no empresas, y que la gestión es personal. Igualmente, los propietarios tienen que entender que a veces los inquilinos hagan preguntas durante su estancia sobre el funcionamiento de las cosas o que por accidente puedan romper algo. Al final, somos personas y nadie es perfecto. Lo importante es tener buena voluntad y, con eso, seguro que la estancia es estupenda!

Decidme: ¿hay algo más que queráis saber sobre el funcionamiento de Airbnb?


TERESA ZAFRA


arquitecta desde 2005, blogger desde 2010 y madre desde 2012. Abrí este blog hace más de 5 años para probar y ahora no puedo parar! Aunque la vida se le complique cada vez más, no se imagina ya su rutina diaria sin asomarse a este cuaderno de todo que es hoy el blog.

Si queréis más, nos vemos en Instagram







copyright © De lunares y naranjas